FUNDAMENTOS AUTOSUFICIENCIA CULTIVOS LABORES CALENDARIOS DE SIEMBRA

Cómo trasplantar bambú

Antonio Amigo - APÚNTATE ✉
Hablamos de los diferentes tipos de trasplante que se pueden realizar con el bambú, cuándo y cómo hacerlos para asegurarse un buen resultado.

De agua a maceta

Si el bambú se tuvo en agua durante un tiempo y ahora se desea pasarlo a una maceta, hay que fijarse primero si tiene una buena cantidad de raíces.

En el caso de que no las tenga hay que esperar un poco más, ya que si se trasplantara en ese estado, podría secarse más fácilmente.

Pero supongamos que ha estado unos cuantos meses en agua y tiene muchas raíces. Entonces el proceso es muy sencillo.

Se necesita una maceta de buen tamaño. Una más pequeña puede servir pero pronto será insuficiente y habrá realizar un nuevo trasplante.

Para el sustrato se puede emplear uno universal como este, no es necesario ninguno específico.

El procedimiento es el mismo que para cualquier planta a raíz desnuda:

➊ Se echa un poco de sustrato en el fondo de la maceta, hasta llegar casi a la mitad de esta.

➋ A continuación se saca el bambú del agua y se pone sobre el sustrato, separando con cuidado las raíces, de forma que no queden dobladas y que apunten en todas direcciones.

➌ Ahora, mientras se sujeta la planta con una mano, se va echando sustrato con la otra, hasta que se sostenga de pie por sí mismo.

➍ Una vez se termine de llenar la maceta con el sustrato, se riega abundantemente, hasta que el agua salga por debajo de la misma.



De agua a la tierra

Este escenario puede darse cuando se desea pasar un bambú de un recipiente con agua directamente a la tierra del huerto o del jardín.

En realidad, este caso no es muy diferente del primero, salvo que ahora se va a trasplantar al suelo y no a una maceta.

Lo más importante que hay que tener en cuenta es que el bambú a raíz desnuda será susceptible a las altas temperaturas y luminosidad solar, es decir, de las condiciones típicas de un día caluroso de verano.

Por ello, este trasplante solo debe hacerse si el tiempo está lluvioso o nublado, si se dispone de una malla de sombreo ―o algo similar―, o si la ubicación en la cual se va a plantar está a la sombra.

⇲ Relacionado
Cómo se planta un árbol✔ Aquí explicamos todo lo que necesitas saber para plantar tu bambú en la tierra, ya que el procedimiento es el mismo que para los árboles...

Como habrás visto, en el enlace anterior lo tienes todo, si bien hay que hacer la siguiente aclaración:






No es necesario hacer un hoyo profundo para plantar el bambú, siempre que la tierra esté blanda. Si no lo está, entonces habrá que ablandarla cavándola primero.


De maceta a maceta

Cuando el bambú crece en maceta, está condenado a trasplantes periódicos, ya que el sustrato ―tan limitado― termina agotando sus nutrientes y acumulando demasiadas sales, aportadas en el agua de riego.

Dependiendo de la especie de bambú, de su vigor, de si se desea que siga creciendo o no y de las características del recipiente en el que está, habrá que trasplantarlo una o más veces por año.


Al menos una vez en primavera

Aunque la maceta sea de buen tamaño, no está demás trasplantar el bambú cada primavera, una vez que las temperaturas son algo más agradables, pero antes de que la planta comience a crecer de nuevo.


Cómo hacerlo

Pues depende de si se desea que el bambú siga desarrollándose o si se prefiere que sea más contenido.

En el primer caso, lo ideal es ir aumentando el tamaño de la maceta con cada trasplante, añadiendo sustrato nuevo ―enriquecido con abono― para rellenar el hueco que queda.

En el segundo, se puede trasplantar el bambú a la misma maceta en la que estaba, o a una de idéntico tamaño, para que sus raíces no puedan seguir expandiéndose y se frene su crecimiento.

En este último caso, conviene retirar un poco de tierra del cepellón, soltar algunas raíces exteriores y cortarlas, para que quede un espacio vacío entre el cepellón ―ahora más pequeño― y los bordes de la maceta, ya que de lo contrario no habría forma de añadir algo de sustrato nuevo.

Hecho esto, como es de esperar, se pone un poco de sustrato en el fondo de la maceta, se introduce nuevamente el cepellón y se rellena el espacio exterior. Por cierto, el sustrato debe ser pobre en nutrientes, o la planta crecerá con vigor igualmente.


De maceta a tierra

Este caso es muy similar al que ya vimos más arriba, en el que explicamos cómo pasar un bambú del agua a la tierra.

Pero algo sí es diferente: Como el bambú tiene cepellón, el trasplante no es tan delicado, pudiendo hacerse en casi cualquier época del año, aunque sigue siendo mejor en primavera o finales del verano.

⇲ Relacionado
El trasplante de las plantas✔ Aquí damos algunos consejos muy prácticos a la hora de realizar cualquier trasplante, incluido el del bambú...


De tierra a tierra

Aunque esta es menos frecuente que las situaciones anteriores, en ocasiones alguien te dice que te regala un bambú de los que tiene plantados en su jardín, o como me ocurrió a mi, que te encuentres uno creciendo en la orilla de un camino y quieras rescatarlo.






Pues bien, no creas que esta operación de arrancar y volver a plantar el bambú es complicada, más bien todo lo contrario.

Solo necesitarás una azada ―o similar― para cavar y nada más, pero de nada te servirá si no lo haces en una época adecuada, es decir, cuando las temperaturas sean suaves y el tiempo esté nublado o lluvioso, para evitar la excesiva desecación del sol.

El procedimiento es muy sencillo. Hay que elegir un pie que no sea muy alto ―es más manejable para transportarlo y tendrá menos raíz―, y cavar con fuerza a su alrededor, de manera que se pueda levantar un trozo de tierra con una buena cantidad de raíces.

Se lleva al lugar en el que se va a plantar, se cava otro hoyo y se planta en él, respetando la altura a la que se encontraba el nivel del suelo. Riego copioso para terminar y listo.

⇲ Relacionado
Cómo se planta el bambú✔ En este otro artículo explicamos con más detalle cómo plantar el bambú, tanto en tierra como en maceta...


De tierra a maceta

Y por último, cuando se arranca un bambú de la tierra pero se quiere plantar en una maceta, el procedimiento es también sencillo, igual a lo ya explicado justo antes, pero en lugar de hacer un hoyo en la tierra para trasplantarlo, se pone en una maceta.

Sustrato universal con algo de abono y una maceta grande si se desea un gran crecimiento, o más pequeña si se prefiere que vaya poco a poco.

Por lo demás, el proceso es el mismo que ya vimos al principio de este artículo.

⇲ Relacionado
Cómo cultivar bambú✔ Si quieres saber cómo reproducir tu bambú, cómo cortarlo o como cuidarlo, aquí tienes más info...

Este sitio utiliza cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos anónimos. Si continúas navegando entenderemos que aceptas su uso.