FUNDAMENTOS AUTOSUFICIENCIA CULTIVOS LABORES CALENDARIOS DE SIEMBRA

Cómo plantar espárragos

Antonio Amigo - APÚNTATE ✉
Hablamos de la época adecuada para plantar espárragos, cómo elegir bien el mejor lugar para ellos, cómo preparar el terreno convenientemente y, por último, qué pasos seguir para realizar la plantación.

La plantación de los espárragos requiere de unos preparativos y cuidados mucho más calculados que para otros cultivos, pero nada que no se pueda hacer con paciencia.


En este artículo hablaremos de la plantación de espárragos a partir de garras, pero si quieres hacerlo mediante semillas, más abajo tienes otro artículo en el que explicamos el proceso paso a paso.


Veamos cómo afrontar la plantación empezando por el principio.


Elección del lugar

Esto es crucial en el cultivo familiar del espárrago. ¿Por qué? ¿No es igual que con otras hortalizas? No, en absoluto.

Una misma plantación de espárragos puede permanecer en el terreno por más de 10 años, y se han dado casos en los que se mantuvo durante medio siglo.

Esto obliga a elegir un lugar que pueda estar todo ese tiempo sin otro uso más que el de mantener a los espárragos.

En un huerto, una de las mejores ubicaciones es alguno de los bordes del mismo. De esta forma se puede seguir con la dinámica del resto del terreno sin molestar para nada a las esparragueras, ni que ellas sean un estorbo para el horticultor.

¿Cualquier borde o rincón? Si y no. Cualquiera soleado valdría, pero existe un inconveniente que hay que tener en cuenta: la esparraguera alcanza más de 1 metro de altura, y produce bastante sombra.

Mejor entonces en el lado del huerto contrario a la posición del sol de mediodía, es decir, en el lado que la sombra no caiga sobre otros cultivos.

⇲ Relacionado
Cómo cultivar espárragos

✔ Aquí explicamos por qué es interesante tener espárragos en el huerto y qué cuidados necesitan cada año para mantenerse vigorosos y productivos...



Época adecuada

Para plantar los espárragos a partir de garras (raíces), hay que esperar a la salida del invierno, aunque se podría hacer antes en climas en los que no hay heladas.

Esto es así tanto si se compran las garras como si se trasplantan desde el semillero en el que han pasado los dos primeros años, en caso de que se haya comenzado el cultivo mediante siembra.

No se debe realizar la plantación cuando la esparraguera tiene tallo y hojas.


Preparación del terreno

Una vez que se ha establecido un lugar para el cultivo, y la época es adecuada, es momento de preparar el terreno, sin duda otro de los aspectos más importantes.

Hay que hacerlo a conciencia, ya que una vez plantados los espárragos no se podrá volver a cavar la tierra en profundidad.


Tierra suelta

Los espárragos necesitan de un terreno suelto para desarrollarse adecuadamente, pero tampoco conviene que sea muy arenoso, ya que es importante que el suelo se mantenga siempre húmedo.

Por esto, es preferible que la tierra sea ligera debido a la abundancia de matería orgánica y no por exceso de arenas.

Este aspecto es fundamental para que el cultivo produzca turiones ―el brote comestible del espárrago― de buen grosor y tamaño.

En la siguiente foto puedes ver uno de los turiones cosechados en nuestro huerto a finales del mes de febrero.



Hay que cavar profunda (40-50 cm) y concienzudamente el terreno hasta dejar la tierra bien desmenuzada, sin terrones ni piedras.


Los obstáculos interfieren con el desarrollo de las raíces y con la emergencia de los turiones, pudiendo dañarlos o bloquear su avance.



Suelo fértil

Más que la riqueza nutricional, el espárrago necesita un suelo en el que abunde la materia orgánica en forma de humus. Por ello, los suelos de origen vegetal serán los mejores.

En suelos pobres en materia orgánica (tierra de color claro), el aporte de abonos orgánicos tales como estiércol, compost, abono verde, etc. será muy beneficioso.

⇲ Relacionado
Cómo producir abono orgánico

✔ Se puede elaborar abono orgánico de calidad, de forma sencilla a partir de restos vegetales y siguiendo estos consejos...


El espárrago demanda también mucho potasio, por lo que en suelos en los que no abunde, habrá que añadirlo, por ejemplo mediante la adición de cenizas de madera.

Volviendo al tema del color del suelo, generalmente los oscuros, ricos en materia orgánica, serán más aptos para plantar espárragos que los de color más claro.

Esto no se debe solo a la mejor estructura y mayor fertilidad, sino que también se calientan más fácilmente con la radiación solar, y por tanto las esparragueras comienzan a producir turiones más pronto.

En nuestro huerto en el norte de España, los primeros espárragos aparecen a mediados del mes de enero, en pleno invierno.


Hay que realizar un buen abonado de fondo, con abonos orgánicos ricos en humus, durante la preparación del terreno, ya que una vez establecida la plantación, solo se podrá abonar superficialmente.


Corrección de la acidez

Los suelos de pH entre ligeramente ácido y neutro son excelentes para el espárrago.

Aquellos muy ácidos tendrán que ser corregidos mediante el aporte de cal o cenizas de madera, especialmente estas últimas, ya que contienen también potasio y otros nutrientes minerales, incluido el calcio.

Hay que tener cuidado con el encalado para no pasarse, ya que un exceso también le resulta perjudicial.


Plantación

Antes de explicar cómo realizarla, veamos algunas cosas previas.


Marco de plantación

Al menos 30 centímetros entre plantas y 1 metro entre hileras, si va a haber más de una.

Si solo se pone una hilera en el borde del huerto, hay que dejar ese mismo metro hasta el siguiente cultivo, zona de paso, etc.


Proceso

En comparación con otras hortalizas es más laborioso, pero puesto que no habrá que repetirlo cada año, compensa mucho tomárselo con calma.

Emplearemos el siguiente dibujo para explicar los pasos a seguir.




➊ Cavar la zanja

Como se puede apreciar el en esquema, ha de ser una zanja profunda, de unos 50 cm, y de un ancho superior al tamaño de la garra más grande de espárrago.

En ancho de la garra se entiende como el diámetro máximo cuando esta se coloca en posición horizontal con las raíces extendidas.

La tierra de la zanja se deposita al lado de esta.


➋ Abonar

Hay que tomar compost, estiércol maduro u otro abono orgánico similar y añadir una capa de unos 10 cm de espesor en el fondo de la zanja.

A continuación se va depositando tierra de la extraída al cavar, y se va mezclando con el abono, removiendo el material con un cultivador, garabato o similar.

La capa de tierra mezclada con abono (b) tendrá un espesor tal que colocada una garra sobre ella, el extremo superior de esta quede a unos 10 cm de la superficie del suelo (a).

Entonces, en el esquema (a) será igual a 10 cm y (b) el restante espesor desde la base de la garra hasta el fondo de la zanja. Será de algo menos de 40 cm.


➌ Plantar las garras de espárrago

Llego el momento de colocar las garras en el suelo, pero no vale de cualquier forma. Se tienen que poner con la parte de las raíces hacia abajo y bien extendidas estas horizontalmente en todas direcciones.

La zona central de la garra quedará con el abultamiento hacia arriba y bien vertical. De ahí es de dónde partirán los turiones hacia la superficie.

La parte más alta de la garra tiene que quedar unos 10 cm por debajo del nivel del suelo.


➍ Tapar la zanja y regar

Una vez colocadas las garras en su posición, se puede comenzar a verter tierra sobre ellas, cuidando de que no se muevan.

Llena la zanja, se da un riego abundante para asentar la tierra y expulsar el aire sobrante de los poros del suelo, y eso es todo.


En algunos días o semanas, dependiendo del tiempo que haga, aparecerán los primeros espárragos o turiones en la superficie.

Se pueden cosechar algunos para degustarlos, pero el primer año tras la plantación conviene dejar que las esparragueras crezcan libremente.

⇲ Relacionado
Cómo sembrar espárragos

✔ Si deseas comenzar el cultivo mediante siembra de semillas, aquí te explicamos cómo hacerlo paso a paso...


Este sitio utiliza cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos anónimos. Si continúas navegando entenderemos que aceptas su uso.