♣ FUNDAMENTOS ♻ AUTOSUFICIENCIA ☘ CULTIVOS ⚒ LABORES ☂ CALENDARIOS DE SIEMBRA

Distancia entre plantas de lechuga

⚑ MundoHuerto.com / Cultivos / Lechuga / Marco de plantación
MundoHuerto - ☛ Síguenos - ♻ Participa
Por qué es importante respetar unas distancias a la hora de plantar las lechugas y de qué depende que sean más o menos amplias: fertilidad, luz, variedad, configuración del espacio, etc

Como ocurre en el caso de la mayoría de las hortalizas, la distancia a la que se planten unas lechugas de otras, tiene más importancia de la que pueda parecer.


Si las plantas están demasiado juntas, pronto entrarán unas en el área de influencia de sus vecinas, tanto bajo tierra como en superficie. Este contacto da lugar a una competencia feroz por los nutrientes, el agua, el espacio y la luz. En consecuencia, todas o una parte de ellas (las más débiles) sufren de escasez, retraso en el desarrollo, subida a flor prematura, sabor menos jugoso y cogollos más pequeños y de hojas menos tiernas.

Para evitar todas estas cosas indeseables, hay que actuar en el momento de la plantación o trasplante, respetando una distancias entre plantas recomendadas, lo que se conoce como marco de plantación.


¿De qué depende el marco de plantación?

Hilando muy fino se podrían enumerar muchas cosas por las cuales utilizar una u otra distancia entre filas y plantas de lechuga, pero los aspectos que siguen son los que, a nuestro juicio son más importantes a la hora de elegir el marco.


Riqueza de recursos

Es muy fácil de entender. Si escasea la luz, el agua y los nutrientes, es lógico que habrá que separar más las plantas para que cada una disponga de más recursos para ella sola.

Por el contrario, si todo eso abunda, aunque las lechugas estén muy próximas, apenas se notará ninguna influencia negativa.

Esto quiere decir que en verano, con agua más que suficiente y con una tierra bien abonada, se pueden cultivar, en el mismo espacio, más lechugas que en cualquier otra época del año.


Variedad

Salvo en variedades de tamaño muy pequeño o muy grande, en el resto las distancias suele ser comunes, en concreto de unos 30x40cm, es decir, 30 cm entre plantas de la misma hilera y 40 entre hileras.

Si se conoce el nombre de la variedad o se dispone de un sobre de semillas, será fácil encontrar la distancia de plantación recomendada. En el caso de los sobres de semillas, esa información suele estar impresa en el mismo.


Configuración del espacio

Este aspecto es determinante. Si el espacio disponible para cada lechuga es limitado, entonces no quedará más opción que plantarlas a una distancia inferior a la recomendada, o reducir el número de plantas.

Por el contrario, si sobra espacio, se pueden plantar más separadas de lo recomendado, reduciendo así la competencia entre plantas al mínimo.






También puede ocurrir que las lechugas se intercalen entre plantas de otro cultivo (asociación de cultivos), como los tomates, y en ese caso el marco de plantación ya no tiene sentido como tal. Convendría separarlas lo máximo posible entre ellas y a su vez de las tomateras.

Pero la configuración del espacio aún tiene más vertientes, y es que a la hora de trasplantar las lechugas, se puede optar por hacerlo en un caballón simple, doble, o en una mesa, cama o bancal.

Cuidados de la lechuga✔ La organización del espacio debe hacerse teniendo en cuenta los cuidados posteriores que necesitarán las plantas...


En caballón simple

Se trata de un surco elevado en el que las lechugas se plantan en línea en lo alto del mismo, y separadas del siguiente caballón una distancia mayor que la separación entre lechugas de la misma hilera.

Los caballones suelen separarse unos 70 cm entre sí, dejando una distancia de entre 20 y 30 cm entre las plantas del mismo caballón.

Una variante, que permite aprovechar mejor el espacio, consiste en plantar las lechugas una a cada lado del caballón, en vez de en lo alto del mismo, quedando así dos hileras o filas por cada caballón en lugar de una.


En mesa o bancal

Es una superficie plana, algo elevada (bancal elevado), en la que las lechugas se plantan igualmente en hileras pero un poco más juntas entre sí que cuando se hace en surcos simples.

En este caso, en una mesa de 1 metro de ancho pueden plantarse 4 hileras de lechugas, dejando una distancia de unos 30 cm entre hileras, si se comienza en el borde mismo de la mesa, ó 20 cm si se planta la primera hilera también a 20 cm del borde.

En cuanto a la distancia entre plantas de la misma fila, lo recomendable para un cultivo sano y vigoroso, es dejar entre 20 y 30 cm.



Este sitio utiliza cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos anónimos. Si continúas navegando entenderemos que aceptas su uso.