Logotipo mundohuerto.com
Cacahuetes

Cómo sembrar o plantar cacahuetes

Para acertar con la siembra del cacahuete, hay que tener en cuenta las épocas adecuadas, la preparación del terreno y los requisitos más importantes de la planta: distancia, profundidad y método de siembra, etc

Hay que comenzar este artículo aclarando que los cacahuetes se siembran a partir de sus semillas, y no se suelen plantar o trasplantar a partir de plantel en maceta, como si es habitual en muchas hortalizas.

Esto es así porque al igual que las demás leguminosas, como la judía, el garbanzo o la lenteja, se desarrollan rápido y no toleran bien los trasplantes. Ambas cosas combinadas hacen que la mejor idea, y más barata, sea comenzar el cultivo con sus semillas.

Planta joven de cacahuete

Aclarado esto, y continuando con estas palabras introductorias, hay que decir que quizás el cacahuete no sea el cultivo más adecuado para iniciarse en el mundo de la horticultura. Las semillas pueden echarse a perder antes de germinar, obligando a repetir la siembra una y otra vez. En otras ocasiones directamente las semillas no son viables (cuidado dónde se compran) y no va a nacer ninguna planta de ellas. Por estas cosas es fácil frustrarse y desilusionarse, porque por lo demás no es complicado plantarlos, o mejor dicho sembrarlos, ni cuidarlos para que den una razonable cosecha.

La realidad es que su siembra o plantación, como quiera expresarse, no es muy diferente a la de otras leguminosas como los guisantes o las judías, dos de las legumbres más cultivadas en los huertos familiares.

A continuación se explicará cómo hacerlo de forma correcta, para reducir al máximo el riesgo de fracaso, aunque siempre podrá salir algo mal.



Época de siembra

Dependerá mucho del clima de cada lugar, ya que el cacahuete necesita de 60 a 120 días, dependiendo de la variedad y las condiciones, desde que se planta hasta que está listo para cosechar. Durante ese periodo el tiempo tiene que ser agradable, con temperaturas moderadas o cálidas.

En zonas de clima cálido, se puede comenzar a sembrar en febrero o incluso enero, mientras que en lugares más fríos es mejor esperar a abril, mayo o junio, o hacerlo en semillero protegido y luego trasplantar al terreno cuando las condiciones mejoren, aunque ya se ha dicho al inicio que el trasplante no es la mejor opción.

Se trata por tanto de una planta de siembra a finales de invierno y hasta finales de la primavera.


Temperatura de la tierra

Cuando el suelo se encuentra a una temperatura superior a 8 - 10℃ las semillas del cacahuete ya son capaces de germinar en pocos días, desde algo más de una semana hasta 15 días después de la siembra.

Más abajo se hablará acerca de la profundidad de siembra, que tiene relación con este otro aspecto.







Exposición

Sol verano cielo

Hay que elegir una ubicación soleada, aunque también tolera algo de sombra.

Si el periodo de cultivo va a coincidir con temperaturas muy elevadas y alta insolación, entonces es mejor buscar una zona algo sombreada durante el mediodía.

En cambio, si las temperaturas van a ser algo frías, conviene una zona que reciba la mayor cantidad de horas de sol posibles. Eso también calentará más el suelo y el aire alrededor de la planta.

Si suele haber vientos fuertes en la región, hay que procurar que no incidan en las plantas, eligiendo una ubicación resguardada o colocando barreras cortavientos, ya sean vegetales o de otro tipo.


Preparación del terreno

Es muy importante para el que el cacahuete se desarrolle adecuadamente que el suelo esté suelto, que sea fértil y que no se encharque, para lo cual deberá tener un muy buen drenaje.

En suelos compactados será necesario labrar muy bien la tierra hasta unos 30 cm de profundidad, desmenuzarla a conciencia y aprovechar para incorporar abonos orgánicos muy maduros y calcio si es necesario. Este último elemento es muy apetecido por el cacahuete, por lo que responderá muy bien cuando se le proporcione, por ejemplo en forma de cenizas de madera o cal agrícola.

Los terrenos demasiado arcillosos no son apropiados para plantar cacahuetes, puesto que la tierra se vuelve muy dura al secarse y se encharca fácilmente cuando llueve o se riega abundantemente.

Rastrillo en la tierraPreparación de la tierra para sembrar✔ Consejos válidos para el cultivo del cacahuete, salvo quizás en cuanto a abonado, que esta planta casi no necesita...


Siembra

La siembra consiste en depositar 2 ó 3 semillas de cacahuete en pequeños hoyos equidistantes, o en un surco realizado previamente, manteniendo una distancia entre cada golpe (cada grupo de semillas) que veremos más abajo.


Siembra en semillero, en maceta o en el suelo

Aunque lo ideal es sembrar el cacahuete o maní directamente en el suelo, la verdad es que también se puede hacer en un semillero, para luego trasplantar al terreno cuando las plantas tengan unos 10 cm de altura, coincidiendo con la mejoría de las condiciones ambientales.






Tanto si se siembra en el suelo, como si se hace en semillero para posterior trasplante, las plantas crecerán en el exterior, pero aún es posible otro método de cultivo, aunque no permite grandes cosechas. Se trata del cultivo en maceta, para lo cual se se pueden seguir los mismos consejos dados en este artículo. La maceta o recipiente tiene que se ancho (al menos 30 cm de diámetro) y profundo.

Lo mejor, siempre que sea posible, es «plantarlo» directamente en el suelo; lo que se conoce como siembra de asiento, que es la que se explicará a continuación.


Distancia de siembra

Marco siembra cacahuete

Continuando con lo anterior, a la hora de sembrar los cacahuetes en el suelo se puede proceder de dos maneras: en líneas o a chorrillo, o en golpes.

En la primera modalidad, se hace un surco y se va depositando una semilla cada 10 cm aproximadamente, mientras que en la segunda, se dejan caer juntas dos o tres cada 30 cm.

La distancia recomendada entre surcos es de entre 30 y 75 cm, en función del vigor esperado de la planta (tamaño que alcanzará)


Profundidad de siembra

Entre 3 y 5 cm de profundidad, aunque esto puede variar en función de las características del terreno y de la climatología.

Cuanto más seco esté o vaya a estar el suelo, más habrá que aumentar la profundidad de siembra; y al revés cuanto más húmedo.

También depende de la temperatura. Si se hace una siembra muy temprana (invernal), es posible que el suelo esté más caliente a cierta profundidad que en la superficie. En cambio, en siembras más tardías (primaverales) seguramente la temperatura será más alta cerca de la superficie, por el caldeo del sol.


Remojo de las semillas

Dejar las semillas de cacahuete sumergidas en agua durante unas 12 horas antes de sembrarlas, mejora el porcentaje de germinación de las mismas. En resumidas cuentas, menos semillas se pudrirán por permanecer demasiado tiempo entre la tierra húmeda, hidratándose lentamente y sin poder sin germinar. Al dejarlas en remojo se siembran ya completamente hidratadas.

En este punto hay que advertir de algunas de las marcas de semillas que se pueden comprar online y en tiendas físicas, las venden echadas a perder. Nunca germinan. Desconfiar de precios muy bajos.

Planta cacahueteDe dónde salen los cacahuetes✔ La textura rugosa de la cáscara es sospechosa, pero aún así muchas personas no saben esto...







Otras recomendaciones

No es aconsejable sembrar los cacahuetes antes de lluvias importantes. Si el suelo se humedece demasiado, las semillas se pueden pudrir antes de que logren germinar.

❯ Tampoco se debe pisar o apisonar la tierra sobre las semillas una vez sembradas, ya que eso la compactará y hará que emerjan con mayor dificultad; o incluso facilitará que se pudran.

❯ No sembrar en el exterior hasta que haya pasado el riesgo de heladas.