FUNDAMENTOS AUTOSUFICIENCIA CULTIVOS LABORES CALENDARIOS

El huerto en casa


Explicamos qué es un huerto en casa, por qué no es lo mismo que un huerto urbano, ponemos algunos ejemplos muy fáciles de entender y hacemos una pequeña introducción a las características más importantes de este tipo de huertos..


Hasta hace poco, los alimentos se cultivaban exclusivamente en el campo, y una parte de ellos se transportaba a las ciudades para abastecer a los mercados.

Hoy en día se han hecho muy populares los mal llamados "huertos urbanos", que no son otra cosa que unos cuantos recipientes con tierra, colocados en patios, terrazas y balcones, en los que crecen las plantas. Es decir, huertos dentro de casa.

En este artículo —y en otros relacionados con este— hablaremos extensamente de estos huertos: qué tipos hay, cómo se pueden construir, importancia del espacio y mucho más.

Quédate hasta el final y verás que es más sencillo de lo que parece.



¿Huerto urbano? No, huerto en casa

Como ya adelantamos en la introducción de más arriba, consideramos que es de sentido común denominar a este tipo de huertas como huertas en casa. Veamos por qué.


Foto 1. Huerto urbano en un parque de la ciudad

Qué es un huerto urbano

Estrictamente, un huerto urbano es todo aquel que está ubicado en la ciudad (la urbe). Puede ser una huerta escolar, una tradicional, un macetohuerto en un balcón, etc.

Sabías que "urbe" procede de la palabra latina "urbum", que significa arado ¿Ehh? Sí, los romanos marcaban el perímetro de las nuevas ciudades que fundaban haciendo un surco en la tierra con el arado.

Entonces, si hacemos un huerto en un descampado dentro de una ciudad, por ejemplo en un solar abandonado o sin construir, ¿también es un huerto urbano? Pues sí, aunque sea idéntico al que tiene el abuelo en el pueblo, por que está en la ciudad.

¿Y qué pasa si el abuelo tiene un macetohuerto en la terraza de la casa del pueblo, en pleno campo? ¿Es un huerto urbano? No, claro que no, por que no está en la ciudad.

Es por esto que se trata de un nombre mal puesto si utilizamos "huerto urbano" para referirnos a una huerta que está dentro de casa, ya que la vivienda puede estar en medio del campo.


Foto 2. Huerto de cajones de madera en un patio

Qué es un huerto en casa

Simplemente una huerta ubicada en un espacio perteneciente a la vivienda, ya sea una terraza, patio, porche, balcón, galería, o incluso en el alféizar de una ventana.

Los huertos urbanos pueden estar dentro de casa o no, pero siempre en la ciudad, y los huertos en casa pueden estar en la ciudad o no, pero siempre en una vivienda.

Ahora que ya vimos la diferencia entre uno y otro, y cuál creemos que debe ser la forma correcta de denominar a cada uno de ellos, vamos a centrarnos en los caseros.


Características de un huerto casero

Sin duda la característica más importante de este tipo de huertos es la que le da nombre, es decir, que se encuentran dentro de algún espacio perteneciente a una casa. Esto será lo que determine toda su singularidad, aunque como ya veremos, depende mucho de donde se encuentre la vivienda.

La segunda característica singular es que, en estos huertos el cultivo no tiene contacto con el suelo, es decir, las raíces están limitadas en profundidad, puesto que crecen en macetas u otros recipientes.

Y una tercera peculiaridad, es que las plantas están aisladas del ecosistema natural, por lo que las condiciones que soportan son distintas a las que se dan en el campo.


Tamaño

Por lo general no suelen ser muy grandes, ocupando desde menos de un metro cuadrado hasta tantos como permita el espacio de la casa destinado a huerto; que no suele ser mucho.


De qué están hechos

Lo habitual es que estén formados por macetas ordinarias, tiestos, mesas de cultivo de diferentes tamaños u otros recipientes reutilizados.

Se puede utilizar cualquier material inerte con el que se pueda construir un cajón cerrado y que sea capaz de aguantar el peso del sustrato y de las plantas.


Limitaciones más importantes

Sin duda el número de horas de sol al día que tiene el huerto es crucial para que las hortalizas logren desarrollarse adecuadamente. Lo veremos en detalle cuando expliquemos como hacer un huerto en casa.

Aunque menos relevantes, también hay que tener en cuenta: la aireación, los vientos predominantes, las temperaturas, etc. De todo esto hablaremos en artículos más concretos en los que podremos tratar cada tema en profundidad.

Este sitio utiliza cookies propias y de terceros con fines estadísticos. Si continúas navegando entenderemos que aceptas su uso.