FUNDAMENTOS AUTOSUFICIENCIA CULTIVOS LABORES CALENDARIOS

Cómo plantar una cebolla a partir de otra

Es posible cultivar cebollas partiendo de otras cebollas bulbos) pero has de tener en cuenta una serie de consideraciones que te damos en este artículo


Búsqueda personalizada

El cultivo de la mayor parte de las variedades de cebolla se inicia a partir de semillas. Éstas se siembran en un semillero —o directamente en el suelo— y cuando el tamaño y las fechas son los adecuados, se trasplanta al lugar definitivo que ocupará en el huerto, normalmente formando líneas o surcos.

En este artículo te explicamos cómo realizar un semillero de cebollas.

Si no has leído este otro artículo sobre la obtención de semillas de cebolla, te recomendamos que lo hagas, ya que en él se explica qué suele ocurrir cuando se planta un bulbo de una cebolla cualquiera.

Como has visto en el artículo anterior, la mayor parte de las variedades de cebolla tratarán de formar el tallo floral —cuando las plantamos a partir del bulbo— y esto no es nada bueno si lo que queremos es obtener otro bulbo de buen tamaño para comer. La planta gastará sus energías para ese propósito y, aunque le cortemos una y otra vez el tallo, lo volverá a producir. El bulbo se quedará pequeño, con menos nutrientes, peor sabor y no se podrá conservar por mucho tiempo.

Entonces, ¿no se puede plantar cebollas a partir de bulbo y que sean buenas para el consumo? Claro que sí.


Los microbulbos de cebolla

Existen en el mercado los llamados microbulbos de cebolla para plantación, que no son otra cosa que bulbos de pequeño tamaño que se han obtenido a partir de semilla en un primer año de cultivo y que se emplean como simiente para el inicio de un cultivo de cebolla de segundo año.

Los microbulbos nos darán cebollas que, por lo general, madurarán más pronto y alcanzarán un mayor tamaño en menos tiempo.

Una hortaliza muy cultivada a partir de bulbillos es la chalote, de la familia del ajo y la cebolla. De cada bulbillo plantado surgen varios, comúnmente más de 4 o 5, que se separan en el momento de la recolección.

Con muy pocos bulbillos, o incluso con uno solo, se puede iniciar un cultivo de chalotes que, año tras año —replantándolos— nos dará una mayor cantidad.


Como sembrar el microbulbo de cebolla

Debemos preparar la tierra —o las macetas en su caso— dejándola suelta y abonada.

Enterramos los bulbillos con los dedos, cubriéndolos ligeramente y dejando el extremo afilado hacia arriba. Si están brotados, dejamos que la parte verde quede fuera de la tierra.

Mantendremos la tierra libre de malas hierbas y húmeda, no encharcada. Al final de ciclo, cuando la hoja de la cebolla decaiga suprimimos los riegos y cosechamos tras unos días secos y soleados.

Se suelen plantar en otoño o en primavera.

Continúa ➟ Cuando plantar las cebollas


Este sitio utiliza cookies propias y de terceros con fines estadísticos. Si continúas navegando entenderemos que aceptas su uso.